Objetivo Islas Griegas. Rodas

Rodas es una ciudad sorprendente, principalmente conocida por el desaparecido Coloso, pero que en la actualidad muestra y presenta mucho más que un Coloso desaparecido, es una ciudad increíble, bien preparada y con mucha historia que, seguramente, hará las delicias de quién la visite.

 

Rodas, nombre común para la isla y la capital, es la cuarta isla en extensión de Grecia, con 1398 km2, ubicada a unos 18 Km de las costas turcas, y conocida principalmente por el mito del Coloso, aunque ha tomado gran importancia por el aumento del turismo en la capital, así como en sus playas.

 

En este caso nuestro barco atracará en el puerto de la ciudad, a escasos metros de su entrada principal, en la maniobra de atraque merece la pena contemplar, desde el barco, una ciudad que se abre al turista, una ciudad medieval increíble, perfectamente conservada, cuidada, mimada, simplemente la primera visión de la misma te deja sin palabras, dando la razón a su declaración de “Patrimonio de la Humanidad” por la UNESCO, en 1988.

 

Al bajar del barco, nos dirigimos a Rodas andando, si bien, al salir físicamente del puerto, conseguimos un plano de la ciudad, que te ayudará a poderte centrar en el interior de la ciudad, y sobre todo si después de ver la ciudad quieres visitar una explanada donde existen unos restos Griegos, que posteriormente comentaremos.

 

 

Continuamos hacia la muralla, hasta llegar a la carretera, donde giraremos a la derecha, pasando una pequeña playa, para, al llegar a una pequeña explanada en la que se ubican varias zonas de estacionamiento, una de ellas llena de motos, donde veremos a nuestra izquierda una gran puerta, correspondiendo a la Puerta de la Marina, flanqueada por dos impresionantes torrea, a partir de ahí, lo importante es pasear por la ciudad, aunque te aconsejamos, para hacer la ruta algo más lógica que tomes la primera calle a la derecha, y siempre por el interior de la muralla, vayas visitándola.

 

Podremos visitar el Museo Municipal, Iglesia Ortodoxa, aunque realmente lo más importante es caminar por sus calles, hasta llegar al principal edificio, “Palacio del Gran Maestre de los Caballeros de Rodas”, donde sin duda entraremos, previa compra de entradas, 10 €, para conocer su interior y todo lo que alberga.

 

Al salir, nos dirigimos, frente al edificio visitado, a la zona de la torre medieval del reloj, así como la Mezquita de Suleiman, que en nuestro caso no conseguimos ver, dado que estuvo cerrada todo el día, si bien, frente a dicha mezquita, sí visitamos la Biblioteca Musulmana, ubicada en uno de los laterales de la Mezquita.

Cerca de la Mezquita podremos visitar, una Iglesia Ortodoxa “Iglesia de Agia Paraskevi”, en su interior podremos contemplar una exposición en la que muestra la historia de la Iglesia, que ayuda a comprender muchas de las cosas que estamos viendo en nuestro viaje.

Bajaremos por la calle principal, calle Sócrates (Sokratous), llena de tiendas de regalos, ropa, joyerías, modernas “antigüedades” y otros artículos especialmente preparados para el turista, hasta la plaza Hipócrates (Ipokratous), con su fuente, además del Castillo de la Vieja Ciudad.

Cerca de éste punto podremos contemplar lo que fue el Templo de Afrodita…

 

Siente la libertad de caminar por las estrechas calles, en algunos puntos con gran bullicio de gente, turistas, que se agolpan en los expositores exteriores de las tiendas, y en otros puntos de la ciudad, más solitarios, más tranquilos, donde se puede sentir toda su historia.

 Moto florero….

       

 

No podemos olvidar un tema de gran interés y clave en Rodas, ir a los dos puntos donde se ubicaban cada uno de los pies del Coloso, antigua puerta marítima de acceso a la ciudad, y ubicado muy cerca de la Puerta de la Marina.

Al salir por una de las puertas cercanas al puerto, debemos dirigirnos a la izquierda, justo donde finaliza la muralla veremos que encontramos una especie de pequeño puerto, que parece que se quiere cerrar al fondo, en cada uno de los extremos se ubicaba cada uno de los pies  del coloso, a la derecha veremos una hilera de Molinos de viento, seguido del fuerte de San Nicolás, donde al llegar, si miramos hacia la ciudad, veremos una columna, sobre la que se observa una figura de un ciervo, en la que según la leyenda se encontraba el pie derecho, en el otro lado, en la parte correspondiente a la ciudad, otra columna similar, con otra figura, en la que se encontraba el pie izquierdo, a partir de ahí, podremos imaginar la magnitud del Coloso…

 

  

 

Vayamos a la zona donde se ubicaba el pie izquierdo, para lo cual retornaremos por el mismo camino que hemos realizado con anterioridad.

Desde la columna que simboliza la posición del pie izquierdo, iniciaremos una pequeña caminata, que servirá para relajarnos y disfrutar de las playas de las islas.

Dejando la columna a nuestra derecha, continuaremos caminando para encontrarnos a la izquierda un edificio cuadrado, donde podremos ver numerosas pequeñas tiendas, y a la derecha, un edificio donde se encuentra oficinas gubernamentales, desde ese punto, y a unos escasos 5 minutos encontramos el casino, y frente al edificio se abre a nuestra vista la playa de Eli, en la que nos dispondremos a darnos un baño, playa al mismo nivel que las visitadas en otras islas de nuestro viaje, aguas tranquilas, limpias y frescas, que hacen relajarse al que las visita.

 

 

Tras el agradable baño, es hora de volver a patear las calles, para ver y analizar cada resto de historia que la ciudad de Rodas nos muestra.

En ésta ocasión, rodearemos la ciudad, para ir a un punto algo alejado del bullicio, paseando unos 15-20 minutos, localizaremos una zona que queríamos visitar, en la que encontraremos restos de lo que fue un teatro y el antiguo estadio de Rodas.

Es hora de volver al barco, aprovechando para atravesar nuevamente el interior de la ciudad amurallada, a modo de despedida del lugar donde hemos disfrutado de un maravilloso día, apoyados en la barandilla de la cubierta tomamos algo con la mirada puesta en la cuidad, como hipnotizados, hasta el momento en que dicha visión se va alejando, poco a poco, a medida que nuestro barco inicia la marcha hacia el siguiente destino.

(Visited 44 times, 1 visits today)

2 opiniones en “Objetivo Islas Griegas. Rodas”

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *