BURGOS. Ojo Guareña y Frías

A continuación podéis ver una ruta y unos lugares muy recomendados, que sin duda son especiales por su belleza, en muchas ocasiones, desconocida, lo que los hace que sea aún más recomendables.

En esta ocasión recorreremos la Provincia de Burgos, en la que pasaremos una jornada, probablemente inolvidable, por los parajes que visitaremos, donde Naturaleza y mano de hombre, consiguen efectos y lugares increíbles.
 
Lo primero que haremos será la de plantear la ruta
 
Punto de salida de la Ruta, como siempre damos un punto conocido intermedio, al que se recomienda llegar desde el punto de origen personal, y que nos ayuda a centrar la ruta.
 
 
 
 
Desde nuestro punto de vista la ruta es posible realizarla en cualquier época del año, cada época tiene su encanto, aunque en invierno, en época de lluvia, además de la cantidad de luz que perdemos, las zonas visitables de caminos con tierra y piedras podría ser peligrosa, por este motivo recomendamos el período primaveral, momento en el que los deshielos hacen aumentan el caudal de los ríos, además de asegurar la pisada en un terreno más firme y más seguro para la actividad a realizar.
 
Es algo que podríamos entender como simple, pero las rutas se confeccionan así, lo más sencillo posible, iniciando como es lógico, por el principio, en este caso un lugar, a nivel personal, especial sin ninguna razón aparente, simplemente por la forma que tiene para cautivarte.
 

OJO GUAREÑA

Considerado como Monumento Natural, se encuentra ubicado al norte de la provincia de Burgos, en la Cordillera Cantábrica, vertiente meridional, y junto a las localidades de Merindad de Sotoscueva, Merindad de Montija y Espinosa de los Monteros.
 
Este Monumento Natural está constituido por un gran número de cavernas, conocidas a nivel internacional, por su importancia, dado que con más de 100 km de desarrollo es uno de los mayores conjuntos de cuevas de España, y se encuentra entre los 10 mayores a nivel mundial.
 
Unido a esta importante característica Natural, podemos indicar que tiene un gran interés a nivel de espeleología, ya que en diferentes incursiones a sus entrañas se han descubierto numerosos Santuarios Prehistóricos, además de gran cantidad de restos de esta misma época.
  
 
Algo que hace especial la zona es la fuerza de sus ríos, tanto el Guareña, como el Trema consiguen entrar desde la superficie por diferentes orificios al interior del macizo, creando el conocido complejo kárstico de Ojo Guareña.
 
 
 
  

Es posible visitar este complejo, entrando a las diferentes Cavernas por la entrada ubicada junto a la ermita de San Bernabé, distante unos 150 m, desde el estacionamiento, donde se podrá adquirir el tique para dicha visita, la cual es guiada. Recomendable.

 
Tras entrar en las entrañas de la tierra, se podrá apreciar diferentes cavernas, pasillos originados por la fuerza del agua, diferentes audiovisuales, y caminar por el interior, hasta llegar a la propia ermita, pero todo ello sin salir nuevamente a la luz del día,  que se realiza por la puerta de entrada de dicha ermita.
 

A partir de este momento, lo recomendado, es realizar una pequeña excursión a través de la naturaleza y a la vera del río Guareña, para observar el punto de entrada del mismo, y las diferentes cascadas que forma, además de ver como se entrelaza con el resto de la Naturaleza.
 
En esta foto se puede observar una de las entradas del río al interior.
 
 
 
 
 
 
 
 
Nuevamente en los vehículos, en la moto o el coche, dependiendo del medio elegido, nos dirigimos a una localidad de la misma provincia FRÍAS, distante aproximadamente 60 km, de nuestra actual ubicación.

Aunque la primera visión de esta localidad fue algo diferente a lo que podría imaginar….

 
 
 
 
 
 
 
 
 
Ubicado en la Comarca de Las Merindades, al norte de la provincia de Burgos, perteneciendo a la Asociación de “los pueblos más bonitos de España”, es una localidad en la que una vez que has adentrado, piensas que hace mucho, el tiempo se paró y no volvió a avanzar, quedando atrapado en la época de Alfonso VIII de Castilla, por 1202, donde su esplendor fue máximo, llegando a ser Fuero, o bien cuando en 1435 el rey Juan II le otorgo la distinción de Ciudad, motivo por el que podremos hablar de la Ciudad de Frías.
 
 
 
 
 
 
 

Pero sin duda, debemos decir que si impresiona su casco urbano, pequeño pero acogedor, sin duda, destacando, sobre todo lo que le rodea, su impresionante castillo

 
 
 
 
 
 
 
 
 
Sin duda es una localidad rodeada de Naturaleza, y sobre todo agua, de la que podemos disfrutar si nuestros pasos los dirigimos hacia la ermita de Santa María de la Hoz, a las afueras del pueblo, punto de inicio de una pequeña y agradable ruta a realizar si tomamos un pequeño y estrecho camino, nuevamente dirección al pueblo, siguiendo el curso del río, dejándonos abrazar por el sonido de las cascadas, las cuales podrán ser contempladas por los diferentes miradores que, estratégicamente, se han dispuesto.
 
 
 
 
Tal vez la jornada pase sin darnos cuenta, tal vez el tiempo se nos ha puesto en nuestra contra, y con pena, como en nuestro caso, debamos iniciar el camino de regreso, pero sin duda, esto no evitará pasar, aunque sea con menos tiempo del deseado por dos pequeñas localidades que se encuentran cerca de Frías, y que de camino a nuestra casa, simplemente harán aún más agradable el regreso.

 OÑA

Declarado Bien de Interés Cultural, donde destaca el Monasterio de San Salvador
 
   

 

POZA DE LA SAL

  
En ésta localidad nos encontramos una sorpresa, que seguramente muchos de vosotros conoceréis….
 
 
Además de una zona donde se puede ver Las Salinas de Poza de la Sal
(Visited 133 times, 1 visits today)

0 opiniones en “BURGOS. Ojo Guareña y Frías”

  1. Muy buena ruta turística, ideal para pasar un día diferente. Recomendable 100% para hacer con la pareja o amigos. Yo la haría un dia soleado a finales de invierno o en primavera para ver las cascadas en todo su esplendor

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *