FRANCIA. Castillos del Loira. Desde Blois a Mont Saint Michel, Rennes y Nantes

Francia tiene muchos encantos, aunque algo eclipsados por su gran capital, París, que merece una entrada para ella sola.

En esta ocasión visitaremos una gran zona que tendrá como elemento común un río, el Loira, sin duda, con gran importancia para la región que lo aprovecha, entre otras cosas, para saciar la sed de las viñas que dan la uva para sus caldos.
Además de viñedos, visitaremos los famosos Castillos que se construyeron a la vera del río, utilizando este bien como elemento básico para la vida en su interior.

Lo primero que debemos de hacer es ponernos en situación, y ubicarnos en la región o zona donde realizaremos esta ruta o visitas, que en esta ocasión se realizó en coche, aunque seguramente se repetirá en moto.

El Loira es el río más largo de Francia, con una longitud total de 1.012 km, y un caudal de 835, Su nacimiento se produce en el Macizo Central, pasando por Capitales tan importantes como Orleans, Blois, Tours, Ambois, Angels, Nantes… hasta llegar al Océano Atlántico, donde desemboca a la altura de Saint-Nazaire
Precisamente, nuestro punto inicial se situará cerca de la zona de Orleans, Blois y Tours, donde disfrutaremos de 5 días maravillosos por esta tierra que acoge de forma especial a sus visitantes, descubriendo poco a poco todo lo que hemos venido a buscar.

Introducción

Tras preparar en España este viaje, por medio de la ayuda de guías de turismo de Francia, así como por comentarios existentes en Internet, concretamos los puntos más importantes para iniciar este viaje:
 
 
  • El Valle del Rio Loira tiene más de 150 Castillos, motivo por el que es imposible ver todos, además de que sería muy monótono y cansado.
    • Debemos tener en cuenta que muchos de ellos no pueden visitarse, dado que son privados.
    • En numerosos casos, los castillos privados son la residencia habitual del propietario, por lo que no deberíamos entrar en zona privada, y menos con el coche.
    • En otros casos, son Hoteles, por lo que podríamos intentar adentrarnos hasta la zona de estacionamiento.
    • Los horarios de visita cambian según la estación, existen temporadas en las que diversos castillos se encuentran cerrados al público. Muchos de estos castillos están en parcelas valladas y cerradas.
  
  • Los Castillos más famosos se encuentran en la zona este del Valle del Loira, entre Orleans y Tours, motivo por el que realizamos la reserva de 2 noches en una casa rural:
    • Ubicada en Le Sentier (Monthodon), junto al pueblo llamado Château-Renault.
    • Esta casa Rural es muy acogedora, y sinceramente, aconsejable para poder disfrutar del viaje. está regentada por Patricia et Danny, y que al llegar nos ofrecieron suficiente documentación que nos ayudó en nuestras rutas, llegando a modificar en algún detalle la idea original que teníamos preparada, y que indicaremos más adelante.
    • Idiomas; Francés / Alemán.
 
  • Para este viaje, nos disponemos a preparar nuestro coche, que valientemente nos llevará por todo el valle y que, sin ningún problema, nos traerá de vuelta, aunque como anteriormente hemos dicho, sin duda intentaremos repetir la experiencia en moto.

Día 1

Iniciamos el viaje, en esta ocasión, desde Palencia, con el fin de acortar el trayecto, largo trayecto, dirección Orleans / París, todo el trayecto por autovías y autopistas de Peaje. Ver ruta del viaje .

Aproximadamente a las 15.00 horas estábamos a la altura de Tours, motivo por el que decidimos dirigirnos al primer castillo que teníamos en la lista de visitas, de esta forma aprovecharíamos la tarde, así como también evitamos entrar en Tours, ya que es una ciudad con mucha circulación y grandes atascos a determinadas horas.

Dirección a Chenonceaux, buscando una zona para poder dejar el coche, la moto lo tiene más fácil, eso pensábamos, pero debemos reconocer que está muy bien preparado, para cualquier tipo de vehículo, incluidas las caravanas, así pues, a por la zona de estacionamiento del castillo, parking gratuito y muy bien señalizado, cosa común durante todo el viaje, es fácil seguir las señales que indican cada uno de los castillos.

Castillo de Chenonceaux

  • Ubicado sobre el Río Cher
  • Siglo XVI
  • Remodelación Renacentista.
  • Visita (tras entrar en zona del Castillo):
    • Castillo Exterior e interior, con diferentes salas amuebladas
    • Jardines
    • Duración total aproximada: 1.5 horas
  • Coste
    • Adulto – 11 €
    • Coche – 0 €
 

Estacionamos el vehículo y sobre las 16.00 horas iniciamos nuestra primera visita, interesante Castillo que debe visitarse por el exterior, jardines, y por el interior, dado que es uno de los mejores castillos del Loira y su conservación es excelente.

 

Lo primero que nos llama la atención es que este tipo de castillos no se parecen en nada a los nuestros, la idea y filosofía es completamente diferente, como fuimos descubriendo durante el viaje.

La diferencia es grande con los castillos que nosotros tenemos en nuestra zona, y además lógica, los nuestros estaban preparados para la defensa de los continuos ataques, mientras que los de esta zona, en la época de construcción, su objetivo era demostrar el nivel del propietario, comparado en todas las ocasiones con Versalles (cerca de París).
 
 
 
 
 
 
Una vez en su interior, el ambiente del Castillo consigue llevarte hasta la época en que estaba habitado, y por medio de explicaciones del folleto, así como las indicaciones de cada una de las dependencias, consigues hacer una visita muy completa y detallada.
 
 
El interior tiene unos muebles increíbles y muy bien conservados, llaman la atención varias cosas, en la entrada y salón principal su chimenea, y durante la visita, las cocinas.
 
 
 
 
 
 
 

Vistas espectaculares al salir del castillo y tener la luz de la puesta de sol.
 
__
Amboise
 
Tras la visita del Castillo de Chenonceau, nos dirigimos al pueblo de Amboise, dado que ya había anochecido, decidimos estacionar el vehículo junto a la iglesia ubicada en la entrada de la localidad, y caminar por las calles peatonales que nos llevan al pasado, hasta llegar al impresionante castillo, que visitamos por el exterior, y desde el que se puede ir hasta la vivienda donde habitó Leonardo da Vinci.
A partir de este punto, nos dirigimos a la Casa Rural donde habíamos realizado la reserva por Internet, dado que habíamos quedado en que llegaríamos aproximadamente sobre las 20.00 horas, y que tras el viaje de unos 900 km, nos esperaba nuestra habitación.
Para llegar a nuestro Alojamiento, desde Amboise nos dirigimos hacia Château-Renault, y a partir de este punto dirección Le Sentier, tal como nos indicaba nuestro navegador, y que coincidía con las indicaciones de la página web.
 –
 –
 –
__
La Marechalerie
Casa ubicada en un pueblo de unos 50 habitantes, de estilo rústico tradicional de la Campiña Francesa, donde, como dato curioso, no existe recogida de basura, dada la cantidad de gente que habita dicho pueblo, por lo que cada vecino transporta la basura a contenedores cercanos, ubicados en otra localidad…
En ella conocimos a Danny, que tras las presentaciones, nos acomoda en una de las mesas del salón, y tras colocar un vaso para cada uno (incluido él), me deja seleccionar entre varios tipos de vino, eligiendo un vino rosado de la zona, que disponemos a beber, y beber, y beber, hasta que descubrimos que la botella era transparente desde la zona superior, hasta la inferior…
Durante todo este tiempo Danny nos muestra una carpeta perfectamente organizada y con diferentes rutas para cada día, que evita perder el tiempo. Tras la explicación de cada uno de los dos días que vamos a estar en la zona, recoloca todos los catálogos y planos, para que tengamos todo organizado.
Más o menos, las dos rutas que nos preparan coinciden con las nuestras, si bien, además nos incorpora diferentes puntos de interés que podemos ver por el camino, así como explicación de castillos interesantes por el interior, o que solamente son recomendables ver por el exterior, además de eliminar de nuestra lista, dos castillos que no tienen mucho interés por lo lejanos que estaban de la zona.
Preparada la ruta del día siguiente, acordamos con Danny la hora del desayuno (08.30 horas), y despedida para descansar.
__
Inicio del día, tal y como habíamos acordado a las 08.30 horas ya estaba preparado un estupendo desayuno que nos daría fuerzas para el resto del día, compuesto por Café/Chocolate, tostadas con pan sin tostar o tostado, numerosas mermeladas caseras, y bollo casero, además de zumos.
Tras finalizar el desayuno y repasar la ruta que haríamos, iniciamos nuestro día, dirección Lageais, si bien, en lugar de ir por vías principales, la ruta la realizamos por diferentes carreteras marcadas por Danny en su plano, que nos enseña una serie de castillos, privados la mayoría, y que pueden verse desde el coche, o bien desde zonas habilitadas para ellos, pero siempre pro el exterior. Ver ruta del día
Algunas cosillas que pudimos disfrutar por el camino al primer destino.

__

 

Castillo de Langeais

  • Ubicado en Landeais
  • Siglo XV
  • Compuesto por zona Medieval, solamente una muralla, y Castillo con Remodelación Renacentista.
  • Visita (El Castillo puede verse por el exterior):
    • Castillo Exterior e interior, con diferentes salas amuebladas y museo, además de historia del Castillo por medio de audición e iluminación
    • Jardines con zona de juegos, y Casas en árboles. (Vista panorámica desde muralla medieval).
    • Duración total aproximada: 2 horas
  • Coste
    • Adulto – 8,5 €
    • Coche – 0 €
Este castillo se encuentra en el propio pueblo de Langeais, en una zona privilegiada, es muy interesante la visita del castillo por cada una de sus salas, perfectamente señalizadas y muy bien planificada por medio de explicaciones, no es necesario audioguía.
Lo primero que destaca en el castillo, aunque puede pasar desapercibido, es su pasarela, en el acceso principal a la zona amurallada, y que da acceso al mismo, pasarela de madera que es bajada cada mañana, y asciende al caer la noche, de tal forma que no es posible entrar en el castillo sin la luz del día, quedando el castillo protegido por el foso. (Sin duda en estos momentos recordé los castillos que construía de pequeño con el Exin castillo, y que orgulloso colocaba el mismo estilo de puerta con su pasarela… que recuerdos).
Los muebles que se encuentran en el interior son estupendos, y llaman mucho la atención.
Tras la visita del castillo, iniciamos la visita al exterior, jardines, que, aunque no son sorprendentes, si están enfocados a los niños, para que puedan disfrutar de casas en los árboles e incluso algún columpio.
Las vistas desde la muralla medieval del castillo y del pueblo no podemos perdérnoslas.
Aunque siempre puede haber sorpresas….
__
Castillo de Villandry
Al final nuestra primera visita, nos encaminamos hacia el siguiente destino del día, el Castillo de Villandry
  • Ubicado junto al Río Loira
  • Año 1536
  • Castillo Renacentista, estilo Versalles. Propiedad de la Familia Carvallo.
  • Visita (la fachada del Castillo puede verse por el exterior):
    • Castillo Exterior e interior, con diferentes salas amuebladas estilo final de Renacimiento.
    • Impresionantes Jardines. (Considerados los mejores de todo el Valle, al estilo de Versalles)
    • Duración total aproximada: 4 horas
  • Coste
    • Adulto – 7,5 €
    • Coche – 0 €
Antes de entrar en la zona de taquillas existen varios restaurantes e incluso kioscos con venta de crêpes y baguettes.

Lo primero que llama la atención tras pasar por taquilla es la ubicación del propio Castillo en el recinto, así como el espacio de jardín que tiene en la fachada, aunque luego te das cuenta que lo que merece la pena está en la parte trasera y en el lateral, hasta el punto que se necesitará tiempo para degustarlo y apreciarlo.

El interior del Castillo está compuesto por numerosas habitaciones y salas, con fotos de la familia propietaria del Castillo, descendientes del Marqués Joaquín Carvallo (1869-1936), natural de Don Benito, Cáceres. Además de visitar el castillo se aconseja mirar por las ventanas para poder hacerse una idea de la posterior visita de los jardines, donde está incluido un lago con cisnes.
Los jardines están compuestos por diferentes zonas, como son el jardín decorativo en la parte trasera del Castillo, el bosque, el jardín de agua, con un lago, el jardín del sol, un laberinto y también una huerta, todo ello con el mismo común denominador, los colores y el contraste entre ellos. Existen varios puntos para niños, donde ayuda a interpretar la composición y las formas de los jardines.
.
__
Castillo de Azay-le-Rideau
  • Ubicado en la región Centre Val de Loire
  • Año principios del siglo XI
  • Castillo Renacentista.
  • Visita (la fachada principal del Castillo puede verse por el exterior, desde el enrejado de la puerta de acceso):
    • Castillo Exterior e interior, rodeado parcialmente de un lago de agua, y con diferentes salas amuebladas, aunque el consejo para realizar la visita es subir hasta el piso superior y descender. El interior del castillo no tiene mucho interés.
    • Jardines. Gran extensión pero muy simples.
    • Duración total aproximada: 1,5 horas
  • Coste
    • Adulto – 8,8 € (Elevado coste para lo que se ve)
    • Coche – 0 €
El exterior del Castillo es impresionante así como su ubicación en medio de un lago que le rodea parcialmente.
El interior es muy simple, y el piso superior está sin amueblar, dado que tras su reconstrucción no se han realizado las habitaciones, por lo que es un espacio diáfano.

Se puede ver desde el exterior.

 –
 –
 –
 –
 –
__
Castillo de Ussé

  • Ubicado en Rigny-Ussé
  • Año XXX
  • Castillo Renacentista.
  • Visita Puede verse desde el exterior. Castillo cerrado durante el invierno.
  • Se considera el Castillo que inspiró al de la Bella durmiente.



El Castillo de Ussé fue la inspiración para el castillo del cuento de la Bella Durmiente. Este castillo está cerrado de Noviembre a Marzo, y desde el exterior es impresionante.
 
Está ubicado en el trayecto desde Azay-le-Rideau a Chinon, nuestro siguiente destino
 
 
 –
 –
 –
__
Ciudad de Chinon
Pueblo medieval por excelencia, que está vigilado por el Castillo con mismo nombre y la duración total aproximada: 1,5 horas (Dependiendo del paso y si dedicamos tiempo a tomar algo)
Lo aconsejable es estacionar al entrar en el pueblo, cerca del castillo y zona alta de la colina, dirigiéndose hacia el ascensor de la Villa, punto donde se tiene una impresionante panorámica de Chinon.
Tras bajar por el ascensor, lo mejor es dirigirse a la oficina de Turismo, ubicada en la calle de la izquierda, tras entrar en la primera plaza, frente la puerta del ascensor, donde gustosamente nos dan un plano del pueblo y la ruta a pie que debemos seguir para admirar esta localidad medieval
 –
 –

__
Ciudad de Tours
 

Para finalizar el día, nos dirigimos a Tours, donde cenaremos unas crêpes saladas en la zona de la Plaza Plumereau.

Para aprovechar el viaje y tras el consejo de Danny, el viaje lo realizaremos de una forma diferente a la indicada por el navegador, pasando por el pueblo de Savonnières donde cruzaremos el último puente que cruza el río, e iremos por la ribera del río hasta entrar en Tours, y sin atravesar el Loira estacionar en el parking abierto que se encuentra bajo el puente Pont Napoleon, entre las calles Quai du Port Bretagne y Quai du Pont Neuf , junto a la zona centro de Tours.
A partir de aquí, a pie iremos hasta la plaza du Plumereau, zona por excelencia de restaurantes y Creperías, donde se encuentras las casas típicas de colores de Tours, y donde se puede sentir un bullicio de gente joven, universitarios, algo que no es muy común en la zona. En nuestro caso la selección fue La Creperie La Bigouden en una de las calles que dan a la plaza.
 
 –
Tras la merecida cena, nos dirigimos a la Catedral de Tours, maravillosa e impresionante construcción, aprovechando el paso para deleitarnos con el ambiente, los restaurantes y sobre todo con la ciudad, y sus casas, además de los edificios emblemáticos existentes.
 –
 –
Retornamos, por otro camino, al punto de partida, y pusimos dirección a nuestro alojamiento para descansar y preparar la nueva ruta que nos esperaría el día siguiente.
__
Al igual que el día anterior, a las 08,30 horas, nos estaba esperando nuestro desayuno, que junto con Patricia et Danny, compartimos.
Dado que teníamos preparadas las maletas y la ruta, (ver ruta) iniciamos el día sobre las 09.00 horas, dirección Blois, donde visitaríamos su castillo, y recorreríamos sus calles.
__
Castillo y ciudad de Blois

  • Ubicado en el centro de la ciudad de Blois
  • Año a partir del Siglo XIII
  • Castillo de varios estilos, Gótico (S. XIII), Glótico Flamígero (1500), Renacimiento (1515) y Clasicismo (1635).
  • Visita:
    • Castillo Exterior e interior, con diferentes salas amuebladas y museos, con la historia del Castillo.
    • Duración total aproximada: 2 horas
  • Coste
    • Adulto – 9,5 €
    • Coche – Parking cerrado ubicado junto a zona de castillo e incluido en el precio del mismo.
Este castillo se encuentra en el centro de la ciudad, y tiene cuatro zonas diferenciadas, de las que solamente pueden visitarse tres.
Desde el patio del castillo se obtienen unas vistas impresionantes de la ciudad, aunque no es posible ver el ayuntamiento y la catedral que son los monumentos más importantes de Blois.
Lo que más llama la atención del impresionante edificio es la escalinata exterior a los muros, denominada Gran escalera de Francisco I, y que por suerte es utilizada para ascender a los pisos superiores. Otro punto muy importante en la visita es la sala de los Estados, donde es posible sentarse en una silla real y hacerse una foto.
Visita muy recomendada para ver los diferentes estilos, así como para conocer la historia de Henry III (Enrique III)
Además de la visitas a las habitaciones reales y salones reales, tenemos la posibilidad, aconsejable, de ver un museo de partes del castillo, como gárgolas o dinteles, así como un pinacoteca.
 –
 –
 –
 –
 –
 –
 –
 –
 –
Tras salir del castillo, iniciamos una visita a la ciudad, rodeando por la parte izquierda el edificio visitado, y llegando a la Iglesia de San Nicolás, a partir de este punto atravesamos toda la ciudad vieja hasta el Ayuntamiento (Hôtel de ville) y la Catedral de San Luis, ambos edificios colindantes entre si, y desde este punto retorno al parking para seguir con la ruta marcada, que nos llevará a nuestro siguiente punto de visita el Castillo de Chambord.
 –
 –
 –
 –
__

Castillo de Chambord

  • Año 1519 (Francisco I)
  • Castillo Renacentista.
  • Visita:
    • Castillo Exterior e interior, con diferentes salas amuebladas y museos, con la historia del Castillo, existe sala audiovisual con la historia del Castillo.
    • Duración total aproximada: 3 horas
  • Coste
    • Adulto – 11 €
    • Coche – Parking Castillo 4 €
El Castillo se encuentra dentro de una Reserva de caza, una vez dentro de esta área, la única forma de poder ver el castillo es estacionando el coche en uno de los parking del recinto, con el consiguiente coste. A partir de este momento es posible ver el Castillo por el exterior, totalmente recomendable, y disfrutar de esta estupenda construcción declarada como Patrimonio mundial de la Humanidad de la Unesco.
La segunda posibilidad es la de pagar la entrada de 11 € y visitar el Castillo en su interior, donde podremos visualizar un audiovisual muy aclaratorio y que nos ayudará a entender la visita.
El precio de la entrada, en relación a lo que vemos en el interior es caro, aunque podremos admirar una magnífica escalera de doble revolución, la cual tiene dos accesos, y sin cruzarnos en ningún momento con la persona del otro acceso, es posible verla durante todo el ascenso, el cual nos lleva hasta la última planta, y patio de la torre del Homenaje, que nos da unas maravillosas vistas del Castillo y del Parque.
Este Castillo no tiene muchas habitaciones habilitadas, así como tampoco mucho mobiliario, y el que presenta, parece que está colocado para rellenar huecos. La visita es complicada dado que no tiene una estructura lineal para realizarla, y debes visitar cada planta, en habitaciones que parecen laberintos.

Más impresionante por fuera que por dentro.

 –
 –
 –
 –
 –
Al finalizar la visita, nos dirigimos a nuestro último Castillo del Valle del Loira, por lo menos el último al que entraremos para conocer su interior, el Castillo de Cheverny.
__
Castillo de Cheverny

  • Ubicado en parcela privada de Cheverny
  • Año 1620
  • Castillo Renacentista. Privado propiedad de la familia Hurault
  • Visita:
    • Castillo Exterior e interior.
    • Mobiliario, Muy rico y considerado el mejor de todo el Valle.
    • Este Castillo fue la inspiración del Castillo de las Aventuras de Tintin
    • Interesante hacer coincidir la Visita con los horarios de la comida de los perros que comparten el Castillo.
    • Duración total aproximada: 3 horas
  • Coste
    • Adulto – 9 €
    • Coche – 0 €
Visita muy recomendada, dado que en su interior esconde uno de los Castillos con mejor y mayor riqueza por su mobiliario.
 
Este castillo es de propiedad privada y actualmente la Familia Hurault vive en una de las alas del edificio.
 
La finca, destinada a la caza, entre otras actividades, dispone de una perrera donde viven numerosos perros, por lo que la hora de darles de comer, se ha convertido en todo un espectáculo único.
 
Es posible ver la exposición de Tintín, aunque lo que realmente impresiona de esta visita es el edificio tanto por el exterior como por el interior, así como los jardines existentes en la parte trasera del edifico.

 
 –
 –
 –
 –
 –
 –
Al finalizar la visita al maravilloso castillo de Cheverny, y dirección a Blois para posteriormente por autovía dirigirnos a Rennes, aprovechamos el trayecto para ver por el exterior tres castillos.

__



Castillo de Troussay
__
Castillo de Fougères
 
__
 
 
Castillo de Beauregard
 
 
Visitas de cinco minutos para poder hacer foto, y continuar el trayecto.
 
Desde Blois, dirección Tours y posteriormente Le Mans, nos disponemos a llegar a Rennes, en la Bretaña Francesa.    Ver Ruta aquí
__
Ciudad de Rennes
Ubicada en la Bretagna Francesa, es una ciudad cosmopolita, de gran industria automovilística, donde se ubica una de las mayores plantas de producción de PSA (Citroën-Peugeot).
Al llegar por la noche, nos disponemos a visitar el centro de esta maravillosa  ciudad, dejando el coche estacionado en Place des Lices, cerca de la zona peatonal y de la Catedral.
A partir de este punto y a pie visitamos la zona de la Catedral, el Ayuntamiento, en la Place de la Mairie o la Place du Parlament de Bretagne, además del Palacio de Sant Georges.

Durante este trayecto numerosos restaurantes pueden elegirse para cenar, si bien es recomendable en esta ciudad comer un Pannini, que es una baguette aplastada por el grill y caliente.

Para la visita del centro histórico de la ciudad se puede calcular aproximadamente 3-4 horas.
 –
 –
 –
 –
 –
Es posible dormir en uno de los números hoteles de la ciudad o bien aprovechar un hotel de Vitre, primer pueblo de la ruta siguiente.
__
Nuevo día y nueva ruta, que en este caso será circular. Ver Ruta aquí
__
Castillo y Ciudad de Vitre

A la mañana siguiente, tras el desayuno iniciamos nuestra marcha hacia Vitre, es verdad que en dirección contraria a la del día anterior, pero como anocheció, no es muy aconsejable realizar esta visita.

Al llegar a Vitre, lo mejor es parar en la zona de río, antes del puente, desde ese punto, iniciar nuestra marcha a pie cruzando el río y girando a la izquierda, donde veremos la estación de tren, desde donde nos podremos introducir en el casco antiguo, a través de cualquier callejuela que veremos frente a la estación.

Andar por este pueblo es muy placentero y reconfortante, y lo más impresionante encontrarte de repente, por sorpresa con el castillo que se encuentra en dicha localidad, un estupendo castillo Medieval, que puede ser visitado, y donde se encuentra el Ayuntamiento de Vitre.

Desde el castillo dirigirnos a la Iglesia de Notre Dame y seguir recorriendo las calles hasta nuevamente ir a nuestro coche.

Si es posible y el tiempo (horario) lo permite, ir por la Bd. Des Roches, el segundo puente junto a la zona de estacionamiento, a la derecha, aproximadamente 5 kilometros, para ver el castillo de Rochers-Sérvigné, Castillo de la Bretagna Francesa, completamente diferente al anterior, y ubicado junto a campo de golf, para verlo, lo mejor entrar por la entrada del campo de golf, y ver el castillo por el exterior desde la zona de recepción de dicho campo de golf.
Retrocediendo por donde hemos venido hasta llegar nuevamente a Vitre, y rodeando el pueblo por la derecha, nos dirigimos a Fougères, mismo nombre que el último pueblo del día anterior, cerca de Blois, pero diferente ubicación.
 –
 –
 –
 –
__

Ciudad de Fougères
Pueblo ubicado en el centro de la Bretaña Francesa, con un impresionante casco histórico medieval.
Para hacernos una idea de esta villa, lo recomendado es dirigirnos al centro del pueblo, al Ayuntamiento, que se encuentra junto con la Mayor iglesia de Fougères, así como un jardín visitable, desde donde obtenemos una vista total del casco medieval del pueblo, así como de su castillo, el cual necesita una pequeña reconstrucción, sobre todo sus murallas.
A partir de ese momento, podemos descender a la parte baja del pueblo por medio de nuestro vehículo o por una ruta a pie, que sale desde dicho jardín, si bien debemos recordar que posteriormente debemos volver a subir el camino para recuperar el coche.
Es opcional la visita al Castillo, aunque lo mejor es lo que vemos desde el exterior y sobre todo desde la iglesia y el jardín junto al ayuntamiento.
 –

A partir de este punto, y siguiendo hacia el norte, por medio de la autovía nos dirigimos a nuestro principal destino Mont Saint Michel.

__

 

Mont Saint Michel

  • Ubicado en el Norte de la Bretaña Francesa
  • Compuesto por Abadía y pueblo Medieval
  • Año 708 (Construcción del Mont-Tombe, santuario del Arcángel)
  • Incluido en la lista del patrimonio mundial de la UNESCO
  • Visita:
    • Pueblo Mont Saint Michel
    • Abadía.
    • Duración total aproximada: 4-6 horas
  • Coste
    • Adulto – 9 € (Abadía)
    • Coche – 8,5 €
Poco se puede decir de esta maravilla unión del trabajo de la Naturaleza y del Hombre… sin duda mejor verlo.
Curiosidades.
  • Se cambió el estacionamiento para poder absorber la cantidad de personas que visitan el lugar.
  • Curiosidad: En el primer parking que se dispuso junto a las murallas, se indicaba que en caso de subir la marea, dicho parking se inundaba, por lo que el responsable en caso de daños en el vehículo sería el propio dueño, aunque también podía existir la posibilidad de quedarte sin coche, dado el riesgo que la marea pudiera llevárselo. Todo un reto…
  • En verano es bueno saber cuándo subirá la marea, para ver la transformación que se produce cuando el monte donde se ubica el pueblo, pasa a ser una isla.
  • Se está realizando un acceso al Mont Saint Michel que no se vea afectado por las subidas de la marea, con el fin de poder acceder y salir del pueblo aun con la marea alta.
La Abadía está ubicada en la zona alta del monte, y ha sido realizada en diferentes fases, desde la inicial en 708 simplemente como una tumba, o santuario, que comenzó a ser famoso y punto de peregrinación, hasta las sucesivas ampliaciones.
Una vez estemos en la visita, observar el Arcángel que se encuentra en la zona más alta del campanario.

Dadas las características de la zona, el pueblo medieval que rodea la abadía se ha conservado tras el paso del tiempo, aunque se destina íntegramente al turismo, modificando las viviendas en restaurantes y tiendas.

Es recomendable, cuando existe mucho turismo, llevar comida o comprar en el supermercado cerca del parking.

 –
 –
Al finalizar la visita, y pasando nuevamente por Rennes, sin volver a parar, iniciamos la vuelta a casa, pasando por Nantes, y parando en esta estupenda ciudad.
__
Ciudad de Nantes

Gran ciudad ubicada al sur de Rennes, a los pies del Río Loira, esconde en su interior numerosos monumentos y castillos que no tienen la fama de los Castillos del Este pero no por ello tienen menor esplendor.

Entre otros el castillo de los Duques de Bretagne. castillo medieval defensivo, visitable de forma gratuita, pudiendo recorrer sus murallas.
 –
 –
Junto al Castillo se encuentra la oficina de información y turismo, y a pocos metros la Catedral de Saint Pierre et Saint Paul.

Posteriormente por el centro histórico, la Iglesia de Ste. Croix, la de San Nicolás, y edificos civiles como el Teatro Graslin, o la magnífica Plaza Royale, además del Passage Pommeraye, pasaje comercial.

Existe una torre de oficinas y negocios, en la place du Cirque, que puede visitarse fuera de horario comercial, y que nos da unas estupendas vistas panorámicas.

 –
 –
 –
 –
 –
Nantes es un buen sitio para descansar del viaje, caminar por sus calles y dormir en uno de sus hoteles (Hotel Grand Mercure)
Además de la visita anteriormente comentada, y para todos los públicos, niños y mayores, en Nantes tenemos el Gran parque de Les Machines de I’lle, (El Gran Elefante y la la Galería de las Máquinas de la Isla), donde podemos ver el famoso elefante robotizado y muchas otras máquinas diseñadas por locos inventores.
__
Siguiendo con la ruta hacia nuestra casa, de vuelta, aprovechamos para visitar una localidad que está de paso. Ver Ruta aquí
__
La Rochelle
Ciudad ubicada en la costa oeste de Francia, localidad de vacaciones de verano en Francia, y bañada por el mar Cantábrico, perteneciente a la Bahía de Vizcaya.
Esta ciudad tiene interés además de lo anteriormente mencionado por la fortaleza medieval que defendía la localidad de los ataques por mar.
Además presenta numerosos faros, para guiar a los barcos.
 –
 –
 –
A partir de La Rochelle es posible hacer una ruta, camino a casa y hacia el sur que comprenderían las siguientes localidades:
    • Rochefort
    • Royan. Cruzar el canal por medio de barcos (incluido el coche) hasta:
    • Soulac sur Mer
    • Arcachon
    • Bayonne
    • Saint Jean de Luz
    • Biarriz
NOTA PERSONAL:
Como habréis comprobado, esta ruta es larga, por lo que podría utilizarse más días, en caso de tenerlos para relajar cada una de las etapas, eliminando las últimas etapas, para no salir de la zona de Château-Renault
(Visited 89 times, 1 visits today)

Un comentario en “FRANCIA. Castillos del Loira. Desde Blois a Mont Saint Michel, Rennes y Nantes”

  1. Por Dios que de castillos ¡ pedazo de viaje ese para hacer ! Me lo apunto ! Eso si mas pausadamente, yo necesito mas tiempo para ver todos esos y mas que no has puesto y te has dejado por el camino. La lista de castillos y pueblos medievales en Francia es interminable.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *